đź’Š AsĂ­ de improductivo era yo para ligar

Esta mañana he leído que unos suizos han demostrado que si susurras el oído izquierdo cuando quieres ligar, tus posibilidades aumentan considerablemente.

Y lo que yo pienso es que ya podrían haber hecho este estudio hace 40 años, porque me hubiera ayudado un montón.


Verás.

Cuando yo era un pipiolín, mi método para ligar era bastante desastroso.

Consistía en vestirme con mis mejores galas, ir a una discoteca a dar un par de vueltas buscando a la que esperaba que fuera la mujer de mi vida, y colocarme estratégicamente frente a ella.

No demasiado cerca para no presionarla, pero tampoco excesivamente lejos para que pudiera verme.

O sea, que me ponĂ­a al otro lado de la pista.

Y entonces sacaba la que yo creĂ­a que era mi mejor arma: La mirada.

Me apalancaba allí, enfrente de ella con un cubata en la mano, y moviéndome ligeramente de un lado a otro simulando que bailaba, la miraba con insistencia.

Sin intimidarla, pero con insistencia.

Si me devolvĂ­a la mirada, aunque fuera por error, lo que hacĂ­a era cambiarme de sitio a ver si me buscaba.

Y si lo hacĂ­a, lo que esperaba era que con su mirada me invitara a ir hasta donde estuviera, o mejor aĂşn, que viniera hasta donde estaba yo.


¿Cuántas chicas crees que conseguí ligarme así?

Pues eso, ninguna.


Hoy sé que no podía esperar un resultado mejor con una estrategia tan improductiva.

Pero en aquellos tiempos no entendĂ­a cĂłmo era posible que no sucumbieran a mi penetrante mirada.


Quizá te estés preguntando que por qué te cuento esto, y que qué tiene que ver con los negocios.

Pero la realidad es que sĂ­ que tiene que ver, y mucho.

Porque ligar es como vender.

O vender es como ligar.


Y si lo piensas, muchísimos pequeños empresarios y emprendedores utilizan mi misma improductiva estrategia para su negocio.

Porque abren su local en una ubicaciĂłn que esperan que sea visto.

Lo visten como mejor les gusta a ellos, que no a sus clientes potenciales.

Y esperan que sĂłlo por eso se les llene el negocio de gente rendida por un espectacular producto o servicio que no se han preocupado de explicar claramente.


Y luego se extrañan, como me extrañaba yo, de que no vendan lo que les gustaría.


Pero esto tiene soluciĂłn.

Y la podemos ver en los 90 minutos que dura mi consultorĂ­a.



Disfruta del dĂ­a!

Rafael Valero

PD – Si crees que estás hablando en el oĂ­do incorrecto de tu cliente, ya sabes, dale clic al enlace de arriba.

đź’Š

Recibe GRATIS cada dĂ­a en tu email una pĂ­ldora de productividad

Consejos, reflexiones, buenas prácticas y experiencias para mejorar tu empresa

Suscribirse es gratis, y darse de baja es muy fácil

Para cumplir con el RGPD (Reglamento General de Protección de Datos) y entender que tus datos están seguros, debes leer y aceptar la política de privacidad. Tus datos serán guardados en ActiveCampaign, proveedor de email marketing. ActiveCampaign también cumple con el RGPD, así que todo está protegido y amparado por la ley.

Cada día que no estás suscrito es un consejo que te pierdes

Y nunca se sabe en cuál de ellos va a estar esa perla que necesitas y que podría cambiarlo todo

Si quieres compartirlo, da clic en la opciĂłn que prefieras

Email
Twitter
LinkedIn
Facebook

Cada dĂ­a envĂ­o una pĂ­ldora con ideas y estrategias de productividad

SuscrĂ­bete para recibirlas

Accede a tu cuenta

ÂżQuieres saber cĂłmo marcar objetivos que se cumplan?

Descárgate la GUÍA PARA MARCAR OBJETIVOS y aprende paso a paso cómo marcarlos y cómo crear el plan de ejecución necesario, para que conseguir aquello que te propongas sea más fácil.